Vuelo sobre la Sierra de la Demanda

agosto, 2001
Vuelo sobre la Sierra de la Demanda

En el año 2001 Óscar cumplió uno de sus sueños al cruzar de norte a sur la sierra de la demanda. El vuelo consistía en despegar desde la Rioja Alta y ascender a unos 4.000 metros para encontrar viento del norte y atravesar la cordillera hasta llegar a tierras sorianas donde poder aterrizar en sus vastos campos.

La planificación del vuelo era complicada, ya que se necesitaban vientos con una velocidad y dirección muy específicos. Fue de gran ayuda el servicio meteorológico del aeropuerto de Zaragoza, que nos proporcionó una información muy fiable sobre los vientos de altura. Tras una serie de interminables llamadas por fin tenían buenas noticias, un frente estaba llegando y las características del viento eran inmejorables.

Una fría mañana de invierno Óscar desplegó su globo en el pequeño pueblo de Casalarreina, cerca de Haro. Llamó de nuevo al aeropuerto de Zaragoza para confirmar las condiciones meteorológicas y despegó junto con su buen amigo Juan Corchera para comenzar a ascender hasta los 4.000 metros, donde debía encontrar el viento que necesitaba.

A medida que ascendíamos, nos íbamos dando cuenta que tanto la velocidad como la dirección eran correctas. Incluso la velocidad era mayor de lo esperado, lo cual nos beneficiaba, ¡Llegamos a volar a 120 km/h! Pasamos sobre la vertical de la estación de esquí de Valdezcaray, que se encontraba a rebosar de nieve y público.

Tras la emoción de cruzar estas cumbres nevadas, nos dimos cuenta de que teníamos la velocidad y gas suficiente para hacer un vuelo más largo de lo que habíamos planificado, con lo que continuamos nuestro vuelo de altura manteniendo tanto la dirección como la velocidad de viento.

Al cabo de 2 horas de vuelo teníamos ante nosotros la Sierra de Madrid, habíamos recorrido unos 200 kilómetros y tomamos la justa decisión de aterrizar antes de cruzar estas montañas. No teníamos gas para cruzarlas ni poseíamos los permisos para entrar en esta zona, con lo que el aterrizaje era obligado.

Al descender nuestra sorpresa fue que el viento de superficie tenía una dirección totalmente contraria a la del viento de altura. La velocidad era de unos 25 km/h lo cual nos prometía un aterrizaje movido.

Finalizamos nuestro vuelo en Riaza (Segovia) tras 2 horas y media de vuelo habiendo cumplido el objetivo de sobrevolar la Sierra de la Demanda y estableciendo un récord personal de distancia de vuelo, al realizar un trayecto de unos 250 kilómetros.



Para continuar, acepta nuestras cookies. Más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close